Turistas quedan impresionados con el fenómeno de las “olas cuadradas”, pero son un peligro para los bañistas - Va a gustarme